miércoles, 5 de abril de 2017

thumbnail

Oración por los bebes enfermos

 Los hijos son una herencia del Señor, los frutos del vientre son una recompensa
Salmo 127:3

Dios nuestro,
Te alabo por tu compasión y tu bondad.
Maravillosos son tus milagros curativos.
Señor, como la enfermedad ha invadido el mundo de mi pequeño bebe,
me mantengo a la espera sintiéndome impotente.
Pero Señor, me acuerdo de que no soy impotente,
sino poderoso en la oración.
Elevo a ti mi niño precioso, y pido a tu poder de curación
que impregne completamente todas el cuerpo de mi hijo.
Señor, te pido que el cuerpo de mi hijo se transforme rápidamente en salud radiante
al responder a esta oración según las promesas de tu Palabra.
En el nombre de Jesús yo rezo,
Amén

Subscribirte Por Email

Seguir las actualizaciones de este blog por correo electrónico

No Comments

About

"Cristo merece la preeminencia, la gloria, la honra en todo los que hacemos"

Google+